bienvenidos a mi bosque...

soy un hada...

la musica del bosque resuena en el aire,en mis venas…
espiritual y terrena
me eleva
me alegra ,
me lleva
saltando ente la copa de los arboles,
los troncos añosos
las hierbas perfumadas
las grutas escondidas
y las languidas fuentes de las diosas del agua…
la musica del bosque corre y se detiene ,
se demora,se da vuelta,
me envuelve
y me habla
con un brillo tenue de hadas
y un olor a verde y a cascada-

sábado, 28 de diciembre de 2013

Creo que voy a escribir alguna entrada para que no quede el blog abandonado un año entero. Ya se viene fin de año, tiempo de balances y de pensamientos depresivos acerca de lo que no se hizo y que serán los  propósitos a cumplir para el año que se inicia, así que voy a escribir desde la amargura de mi alma- que es de sabores mixtos- pero no se preocupen que otro día escribo desde la dulzura que tengo en la caja fuerte. Puedo contar que la magia me falló un par de veces en 2013, no sé si me jugó una mala pasada o es se me venció la garantía de la varita, la cuestión es que la tuve que remar bastante, con el barco cargado y contra la corriente - no sea cosa que me salga algo fácil y rápido- y ni siquiera sé si llegué a destino o me equivoqué de puerto. Un año confuso, como mínimo, yendo y viniendo literalmente de una casa a otra, y a otra más. Con algunas satisfacciones con respecto a las relaciones interpersonales, y muchas decepciones. O grandes expectativas que chocaron con simples realidades, depende de los anteojos que tuviera ese día. Otro adjetivo que se me ocurre para el 2013 es cansador, sí: fue un año cansador física ,mental y espiritualmente, del que no me repongo todavía. Necesitaría algún tiempo de retiro en el bosque, luciendo mis ajustadas ropas de hada ( porque engordé y me queda todo como el matambre arrollado que hicimos para las fiestas) y supongo que mejoraría paseando en mi burbuja encantada sin tener que pensar en nada terrenal ni complicado. Igual no creo que algo cambie o mejore tan velozmente como en el primer minuto del  1 de enero del 2014, así que haré como los hebreos, aguantaos y jodeos. Feliz 2014!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada